martes, 29 de diciembre de 2015

La vida no solo es el trabajo, sino el descubrimiento constante de ilusiones y esperanzas”


“Hay que saber perder con clase y vencer con osadía, porque el mundo pertenece a quienes se atreven” (Charles Chaplin)


“No corras por la vida tan rápido que olvides, no solamente donde has estado, sino hacia donde vas”


“¡Da de ti mismo cuanto puedas! ¿Sabes? cuando te vayas, lo único que vas a dejar, es el recuerdo de lo que hiciste aquí”


"Give como si fueras a vivir cien años, pero estate preparado como si fueras a morir mañana"


lunes, 28 de diciembre de 2015

Si miras a tú alrededor podràs darte cuenta de las maravillas Que Dios ha creado para nosotros. El milagro de la vida, El sol, la Luna y las estrellas... ¿Alguna vez haz tratando de contar las estrellas? No podemos por que Así es la grandeza de Dios.. Creó la naturaleza, Los animales Los arboles y sus frutos, el alcoiris Y las Flores con sus hermosos colores que podemos ver la presencia De Dios en la creación. Un Dios que nos creó y nos AMA tanto Que mando su hijo amado que murió en la cruz por redención de NUESTROS pecados. Gracias Padre por que siempre estas presente en nuestras vidas, Y escuchas NUESTRAS oraciones que através de tu hijo amado Te pedimos. Te amamos Padre Celestial y te seguimos. Amen (Carmen Solderitsch)

Si miras a tú alrededor podràs darte cuenta de las maravillas
Que Dios ha creado para nosotros. El milagro de la vida,
El sol, la Luna y las estrellas...
¿Alguna vez haz tratando de contar las estrellas?
No podemos por que Así es la grandeza de Dios..
Creó la naturaleza, Los animales Los arboles y sus frutos, el alcoiris
Y las Flores con sus hermosos colores que podemos ver la presencia
De Dios en la creación. Un Dios que nos creó y nos AMA tanto
Que mando su hijo amado que murió en la cruz por redención de
NUESTROS pecados.

Gracias Padre por que siempre estas presente en nuestras vidas,
Y escuchas NUESTRAS oraciones que através de tu hijo amado
Te pedimos. Te amamos  Padre Celestial  y te seguimos.
Amen 
Carmen Solderitsch 


domingo, 20 de diciembre de 2015

FELIZ DÍA

FELIZ DÍA

Feliz dia a todos los alegres, y a los que deciden encarar la vida con una sonrisa. Acuérdensen  que no existen días para ser felices, Porque Dios nos regalo una Vida para hacerlo, Felices aquellos que deciden ser felices hoy, mañana y siempre. Disfruten de los momentos gratos y de los momentos que no lo son. Solo intenten mirar hacia adelante y creer y saber que todo es posible.

Para ti...

https://plus.google.com/+CarmenSolderitschcorazon/posts/ZDGRAroqpW2

Las cosas más grandes en esta vida, no son imposibles de alcanzar cuando existe Fé en tu corazón. ( Carmen Solderitsch )


Cuando se regala amor sin esperar nada a cambio, se recibe de vuelta más. (Carmen Solderitsch)


Algunas personas se pierden las pequeñas alegrías esperando la gran felicidad.


viernes, 18 de diciembre de 2015

Feliz Fin De Semana

Feliz Fin De Semana 

El Amor....

Uno de los dones  creado por Diós para nosotros 
No para entenderlo, 
Es para sentirlo, vivirlo, entregarlo, regalarlo
Y para expresarlo...
No hay definición exacta para el Amor
Pero si hay muchas variaciones de el.
Por eso hoy te digo Te Amo....
Carmen Solderitsch 

martes, 15 de diciembre de 2015

Buenas Noches....Dios... Me abro a ti....

Dios....
Me abro a ti. Puedo llenarme de la luz de tu presencia. Puedo ser llen@ con el poder de tu verdad. Puedo vivir de acuerdo con la fe que tienes en mí. Puedo cumplir con el propósito que haz grabado en mí. Puedo aprender a depender, confiar y confiar en cada aspecto de la vida que me has confiado. Que mi vida sea un ejemplo brillante de tu sabiduría y gloria. Puedo dignificar tu presencia en mí y en mi vida, viviendo el principio de tu amor.
Amén 

lunes, 14 de diciembre de 2015

Si miras a tú alrededor podràs darte cuenta de las maravillas Que Dios ha creado para nosotros. El milagro de la vida, El sol, la Luna y las estrellas... Alguna vez haz tratando de contar las estrellas? No podemos por que Así es la grandeza de Dios.. Creó la naturaleza, Los animales Los arboles y sus frutos, el alcoiris Y las Flores con sus hermosos colores que podemos ver la presencia De Dios en la creación. Un Dios que nos creó y nos AMA tanto Que mando su hijo amado que murió en la cruz por redención de NUESTROS pecados. Gracias Padre por que siempre estas presente en nuestras vidas, Y escuchas NUESTRAS oraciones que através de tu hijo amado Te pedimos. Te amamos Padre Celestial y te seguimos. Amén (Carmen Solderitsch, puertorriqueña)

Si miras a tú alrededor podràs darte cuenta de las maravillas
Que Dios ha creado para nosotros. El milagro de la vida,
El sol, la Luna y las estrellas...
Alguna vez haz tratando de contar las estrellas?
No podemos por que Así es la grandeza de Dios..
Creó la naturaleza, Los animales Los arboles y sus frutos, el alcoiris
Y las Flores con sus hermosos colores que podemos ver la presencia
De Dios en la creación. Un Dios que nos creó y nos AMA tanto
Que mando su hijo amado que murió en la cruz por redención de
NUESTROS pecados.
Gracias Padre por que siempre estas presente en nuestras vidas,
Y escuchas NUESTRAS oraciones que através de tu hijo amado
Te pedimos. Te amamos  Padre Celestial  y te seguimos.
Amén
Carmen Solderitsch 

Muchas personas se pierden las pequeñas alegrías esperando la gran felicidad.


Todos los seres, aún los más rudos son influenciados por el afecto y el amor.


No quiero ser todo para alguien, pero me gustaría ser algo para alguien.


SUEÑO DE NAVIDAD (Juan Jose Arreola)


SUEÑO DE NAVIDAD

A Jorge le costaba trabajo dormirse. Le parecía que llevaba muchas horas así girando, sin dejar de pensar. La oscuridad le envolvía y le cercaba en ondas espesas. Cerraba los ojos y veía con la imaginación de aquello que quería olvidar. Luego se ponía a pensar en otra cosa. Se acordaba de que era Navidad, de que a la mañana siguiente tendría todos los juguetes que había pedido, de que habían comenzado ya las vacaciones. Pero de nada le servía. Al cabo de un momento la impresión de aquella tarde tornaba a su cabeza y no le dejaba ya en paz. Era una impresión breve, rápida y dolorosa que se reproducía cada vez con mayor exactitud. Le atormentaba. Hubiera querido encender la luz, pero habrían venido a preguntarle: “¿Qué tienes?”. Y él no habría sabido responder.

Se desvelaba, luchaba desesperadamente contra el pensamiento que cortaba su sueño desde el principio, pero éste daba vueltas por su cerebro y se le escapaba, para volver después con mayor intensidad, cuando creía estar dormido.

Había sido en la escuela, durante el recreo, mientras jugaban. Julián era más chico que él, pasó corriendo, y sin pensar, empujó. Jorge estaba inclinado cogiendo una pelota y rodó por el suelo. Cuando se levantó, uno de sus amigos, como distraídamente, dijo: “Yo no me dejaría”. Jorge corrió tras de Julián, cuando le alcanzó, se detuvo un momento frente a él, y luego, con el puño cerrado, le dio un golpe en la mejilla. A Julián se le puso una mancha encarnada y se le llenaron los ojos de lágrimas. Jorge sintió en sus manos el calor de la mejilla golpeada y la metió instintivamente en su bolsillo como para esconderla. A sus amigos les pareció muy bien lo que había hecho, pero él estaba arrepentido.

Cuando volvieron a clase, estuvo pensando en que iban a descubrirle, y esperó ansiosamente a que alguien lo hiciera. Le habría gustado decir: “Él empujó primero”. Pero sólo sus amigos lo habían visto, y Julián no dijo nada. Varias veces lo vio Jorge en la clase, muy serio, con la mejilla un poco abultada. ¿Por qué no decía nada? A Jorge le hubiera gustado disculparse.

A la salida de la escuela se reunió con sus amigos. Julián salió solo, cabizbajo. Sintió deseos de alcanzarle, de decirle: “Perdóname”. Pero un amigo, comentando, le dijo: “Hiciste muy bien”. Jorge tuvo otra vez en su mano la sensación del golpe, como un entumecimiento, y de nuevo quiso alcanzar a Julián, pedirle perdón, pero ya iba muy lejos y sus amigos, como para festejarle, le rodeaban. Luego le acompañaron a su casa.

Ahí lo olvidó todo. En medio de la sala estaba el árbol de Navidad, cubierto de escarcha y heno, con farolitos y globos plateados. Había mucha luz. Sus amigos, volvieron más tarde. Jugaron, rompieron la piñata. Jorge estaba feliz. Por anticipado; describía los juguetes que tendría al día siguiente. Todos comían dulces y frutas.

Cuando se fueron sus amigos, era ya de noche y hacía frío. De todas las ventanas salía luz y por la calle caminaban gentes llevando paquetes en las manos.

En la cama se estaba muy bien. Sentía un suave calor que convidaba al sueño y su cabeza estaba llena de felicidad. Pero cuando su mamá al salir apagó la luz en el cuarto, sintió una impresión extraña, como si se quedara solo por primera vez. Sintió que la oscuridad lo llevaba muy lejos, lo aislaba, lo dejaba en un lugar desierto donde ya nadie podría escucharle. Cerró los ojos. Entonces vio la cara de Julián, con los ojos llenos de lágrimas y la mancha roja en la mejilla. Volvió a sentir su mano entumecida como si acabara de golpear, y la escondió debajo de la almohada como para olvidarla, como si fuera un objeto que no le pertenecía. Ya no pudo dormirse. A su alrededor, la sombra de los muebles tomaba formas amenazadoras. Su imaginación trabajaba reconstruyendo los hechos de aquel día. Pero era un trabajo desordenado y penoso. Los hechos se desenvolvían mezclándose entre sí, y el remordimiento los hacía converger a un solo punto. Creía estar en la sala, jugando. De pronto se apagaba la luz y se quedaba él solo frente al árbol de Navidad, negro, como una gran sombra oía la voz salir de la escuela: “Hiciste muy bien”. Y luego, en el recreo: “Yo no me dejaría”. Pero las caras de sus amigos, al decir tales palabras, eran monstruosas y le daban miedo. Se sumergía cada vez más profundamente, como si el insomnio fuese el mar agitado y oscuro. Le parecía que pasaban horas y horas y que no iba a amanecer nunca. Oyó las campanadas de la misa de Gallo, y los sonidos le estremecían, como recordándole algo. Después, ya no sabía exactamente dónde se encontraba. La escuela, la calle, la fiesta en la sala, todo giraba en la oscuridad y se hundía en el sueño como desplomándose.

Su cuerpo se hundía lentamente en el descanso, sólo su mano le estorbaba. Soñó. Era en el jardín. Todos los árboles de Navidad. El jardín resplandecía como una gran sala. Las ramas se hallaban cubiertas de heno y escarcha y de ellas pendían adornos y juguetes. Del cielo llovían luces de Bengala. Las estrellas estaban muy bajas y brillaban como luciérnagas entre las copas de los árboles. La luna colgaba en medio del jardín como una piñata redonda y luminosa. Sobre el suelo, cubierto de confeti, corrían millares de niños jugando y riendo. Desprendían de las ramas cestitos de dulces y juguetes. Era la fiesta de Navidad de todos los niños del mundo. Jorge oía que le llamaban: “Ven tú también”. “Ven con nosotros”. Pero él estaba como clavado en el suelo. Levantaba los pies penosamente, pero se le caían en el mismo sitio, como a los soldados que marcan el paso sin avanzar. Junto a él estaba un gran árbol de juguetes. Entre todos, había uno que él quería coger. Era un barco rojo con velas blancas. Alargado, brillante, como un pájaro desconocido. Estaba muy cerca de él, sobre su cabeza. Jorge quiso alargar sus manos. Pero sus manos seguían inmóviles, entumecidas, como atadas. Veía el ansiado juguete a su alcance, y no podía cogerlo. Una sensación angustiosa recorría su cuerpo inmovilizado y le asfixiaba. Entonces, de entre todos los niños que jugaban, vio que Julián venía a él, sin mirarle. En la cara de Julián brillaba una manchita roja, sobre la mejilla, miró el barco entre las ramas, y ágilmente, con sus manos libres, lo desprendió y se marchó con él, corriendo y saltando. Jorge sintió que se le saltaban las lágrimas, quiso correr tras de Julián, pero sus piernas le detenían. Trató de gritar, de llamarle, y la voz le faltó. Sintió que se ahogaba, en su garganta se había hecho un nudo espeso. Con un gran esfuerzo, lo rompió, y profirió un sonido desarticulado, angustioso.

Su propia voz le despertó. En su cuarto había luz, su cama estaba llena de juguetes. Temblando, apartaba con sus manos pedazos de sueño, y palpaba la realidad con torpeza. Sus ojos despertaban poco a poco. Se deslumbraba. Distinguió un tren, cajas de dulces, y luego, sorprendido, un barco rojo con velas blancas.

autor: Juan José Arreola


viernes, 11 de diciembre de 2015

Hoy es un gran día para mi, hoy me levanté y me dí cuenta que estoy viva. Que tengo un Día más para apreciar el aroma me las flores, de ver la bellaza de la Creación de Dios, hoy puedo sonreír y puedo amar y puedo dar y recibir AMOR, puedo sentir el viento acariciar mi piel de una forma única y especial. Hoy tengo UN día más para vivirlo o para lamentarme. Es mi desición...o vivo sin pensar en lo que no fué o lo que será y agradecer por estar viva o me lamento por lo que pudo ser y lo que no será. Decidio que viviré cada minuto de este día dando gracias por UN día más de vida, vivré como si fuera el último de vida. Vivré con plenitud cada segundo, cada minuto de el con plenitud y daré gracias al CREADOR por permitirme vivirlo, pues al fín es UN día único e inrepetible pues no hay dos días iguales. ¿Y Tú, que harás? (Carmen Solderitsch, puertorriqueńa)

Hoy es un gran día para mi, hoy me levanté y me dí cuenta que estoy viva. Que tengo un Día más para apreciar el aroma me las flores, de ver la bellaza de la Creación de Dios, hoy puedo sonreír y puedo amar y puedo dar y recibir AMOR, puedo sentir el viento acariciar mi piel de una forma única y especial. Hoy tengo UN día más para vivirlo o para lamentarme. Es mi desición...o vivo sin pensar en lo que no fué o lo que será y agradecer por estar viva o me lamento por lo que pudo ser y lo que no será. 
Decidio que viviré cada minuto de este día dando gracias por UN día más de vida, vivré como si fuera el último de vida.  Vivré con plenitud cada segundo, cada minuto de el con plenitud y daré gracias al CREADOR por permitirme vivirlo, pues al fín  es UN día único e inrepetible pues no hay dos días iguales.

¿Y Tú, que harás?
Carmen Solderitsch 

Nunca dejes de amar pues el AMOR en todas sus facetas....es hermoso y vale la pena sentir. (Carmen Solderitsch, puertorriqueña)

Yo pienso.... Solo pienso que cada momento vivido con esa persona que tanto me tocó. Si me toco en cada celula de mi alma y de mi corazón. Tocó mi soledad. Esa soledad que se habiía hecho mi amiga.
Cada momento vivido con amor me hiso más mujer, sentir que era importante para  el. Que cada detalle hacia mi  era su forma de hacerme sentir que eras especial, por lo menos eso creí....
Pero descubrí que de nada vale dar todo, de nada vale sentir amor por alguién que no puede amarte, o por lo menos amarte de la forma que tú deseas que te ame.
Que el amor es un sentimiento tan grande, bello y especial que no todos pueden sentirlo y por ni  darlo.
Pero aprendí...

Que nadie manda en el corazón de otros.
Que un TE QUIRO no es lo mismo que un TE AMO,
Que extrañarte no es lo mimo que quiero estar contigo
Que los deseos de la persona amada no necesariamente son tus deseos.
Y apredí que para amar  y ser feliz con la persona amada se necesitan por lo menos dos que sientan lo mismo.
Pero más que nadadaré, aprendí que el AMOR es unos de los sentimientos más puros y hermosos que creó DIOS.

Pero algo que nunca pero nunca olvidaré es que...

Aprendí a quererme y valorarme, aprendí que cuando algo no sale bién con alguién es que ese alguięn no era para ti.... Y.....que alguién un día entrará a Mi vida que me amará y me demostrará que si las cosas no funsionaron una vez no era para ti...
Aprendí que DIOS tendrá guardado algo más hermoso y mejor para ti...

Nunca dejes de amar pues el AMOR en todas sus facetas....es hermoso y vale la pena sentir. DTB 
Carmen Solderitsch
,

Aunque existieran las palabras más hermosas del mundo no las encontraría si no te hubiera conocido.


Cuando tu beso es una caricia cuando es un despertar contigo, si una sonrisa es un motivo y un silencio tu añoranza, cuando tú amor me manda y yo obedezco con pasión, entonces sigo amándote.


Conozco el sueño porque te miro. (Aurelio Carrazco. Mexicano)


Lo que hoy de duele y lastima, ponlo todo en manos de DIOS, que lo que hoy duele mañana será experiencias y algo que tenia que pasar para llegar a donde tenias que llegar para alcazar Tú Paz y felicidad.

Lo que hoy de duele y lastima, ponlo todo en manos de DIOS, que lo que hoy duele mañana será experiencias y algo que tenia que pasar para llegar a donde tenias que llegar para alcazar Tú Paz y felicidad.


viernes, 4 de diciembre de 2015

Feliz Navidad.....Merry Christmas.


Tenemos que vernos en posiciones difíciles para darnos cuenta que somos más fuertes de lo que pensamos. (Carmen Solderitsch)


Mas que Amiga... Para mi eres mi Hermana


Cuando amas algo, no la amenazas. Tu no lo castigas. Tú luchas por el o ella. Tú l@ cuidas. Tú l@ pones en primer lugar.


El mañana nunca se prometió, así que hoy quiero que todos mis amigos y familiares sepan lo agradecid@ que estoy de que todos ustedes están en mi vida.


Tengo un pasado, pero yo no vivo allí más.


El mundo está lleno de gente agradable. Si tú no puede encontrar una, SE UNA


jueves, 3 de diciembre de 2015

ENTRE HERMANAS HAY UN AMOR ESPECIAL

ENTRE HERMANAS HAY UN AMOR ESPECIAL

Ser hermanas significa compartir muchas cosas através de la vida. Significa saber ciertas cosas la una de la otra y sentir algo especial la una por la otra. Es una relación que hemos visto cambiar con el tiempo, y aún así, de muchas maneras contiúa igual....

Se que ha habido momentos en que no fue fácil ser hermanas, porque nuestras diferencias nos empujan en distintas direcciones. Pero siempre sabíamos que nos queríamos. Eso es lo hermoso de ser hermanas. Aunque la vida esté repleta de cambios, siempre estarémos juntas, y siempre compartiremos este vínculo de amor.